Cómo la copa menstrual ayuda a romper los tabúes en torno a la regla

0 273

La menstruación sigue siendo un tabú incluso hasta en las sociedades más desarrolladas, pero la copa menstrual es un invento revolucionario que no solo ha mejorado la salud en la higiene íntima, sino que ha demostrado la importancia de la educación menstrual.

Ya se han realizado estudios en los que se comprueba que la copa menstrual es muy segura, no permite fugas y no produce infecciones. Sin embargo, todavía hay ciertas barreras que aún cuestan superar para dejar atrás las compresas y tampones.

“La mayor barrera para las copas menstruales no es demostrar cuán seguras y saludables son, sino romper el tabú y pudor que existe alrededor de la menstruación y los genitales femeninos. El tabú inicia con la vergüenza de si quiera mencionar la regla, por lo que se usan eufemismos para referirse a ella en una conversación en público”, explican desde Sileu.

Además, son muchos los mitos que pasan de generación en generación y que, en algunas sociedades, transforman la menstruación en objeto de segregación y discriminación sexual. Por este motivo, organizaciones como la ONU y UNICEF han lanzado campañas de educación menstrual en todo el mundo, con la finalidad de proteger y educar a las niñas y mujeres que se encuentran vulneradas cada vez que menstrúan.

Cómo viven la menstruación alrededor del mundo

Para algunas culturas la menstruación es solo cuestión de vergüenza al tocar el tema en una conversación. Para otras, es un asunto que conlleva hasta a recluir a niñas y mujeres en cabañas aisladas y en condiciones precarias, lo que pone en riesgo su integridad y sus vidas. Tal es el caso de algunas poblaciones de Nepal, en la que se lleva a cabo esta práctica llamada Chhaupadi.

Durante el Chhaupadi, se lleva a las mujeres a cabañas apartadas de los cultivos y del ganado, ya que se cree que la menstruación es una maldición que daña las cosechas. Afortunadamente, organizaciones mundiales han hecho denuncias que han llevado a prohibir estas tradiciones, aunque todavía quedan focos donde las siguen practicando.

Por otro lado, en Japón se tiene la creencia de que la menstruación interfiere en el sentido del gusto, por lo que las mujeres no están en capacidad de trabajos dentro de la cocina y deben cederles espacio a los hombres.

En Afganistán, el aseo está moralmente prohibido. Ducharse durante la menstruación puede causar infertilidad y, por consiguiente, deshonra y pérdida de la dignidad. Por si fuera poco, el acceso a productos como compresas, tampones y copas menstruales es deficiente, por lo que el proceso menstrual se vuelve más difícil.

En India la menstruación está estigmatizada. Es un tema del que no se habla. Muchas niñas se asustan cuando ven que sangran en sus zonas íntimas por primera vez, creyendo que es alguna enfermedad mortal o maldición que les ha caído encima.

En muchas ocasiones, el tabú nace de los dogmas religiosos que moldean la cultura de cada nación y cada región. No se trata de desarrollo económico, ya que incluso en países como España el tabú está presente. Según un estudio realizado a mujeres españolas, la endometriosis es una condición que afecta a muchas pero que, debido al desconocimiento y al pudor, es un tema que no se toca. Por esta razón, las mujeres no obtienen un diagnóstico apropiado en etapas tempranas y la enfermedad empeora.

La copa menstrual, en apoyo a la educación de mujeres y niñas

Por fortuna, la copa menstrual es un artículo que mejora la manera en la que las mujeres menstrúan, ya que son muchos los testimonios positivos que se dejan alrededor del mundo. Esta ha sido un instrumento de autoconocimiento, educación y empoderamiento femenino.

Además, ha generado que las empresas que venden copas menstruales se dediquen a dar información no solo acerca de la menstruación, sino sobre la anatomía femenina, salud e higiene menstrual.

La copa menstrual es segura para el cuerpo humano y para el ambiente, y esta es una de las razones principales por las que muchas mujeres han decidido dejar otros productos de higiene que son altamente contaminantes y desprenden agentes nocivos para el organismo.

Según un estudio de la Universidad de Barcelona, las chicas jóvenes son las que más presentan pudor al pensar en utilizar la copa menstrual.

Por este motivo, para ayudar a facilitar el proceso de transición, la empresa española Sileu ha abierto cinco canales de asesoramiento a las mujeres que aún tengan dudas relacionadas a las copas menstruales. Estos canales son:

  1. Sileu Blog: el blog de Sileu cuenta con todo tipo de información relacionada a la copa menstrual, a los procesos de certificación de calidad y a todo lo relativo a la menstruación. Además, tienen información en pro al empoderamiento femenino para contribuir a romper los mitos y tabúes menstruales, e incentivar a que la menstruación sea vista con naturalidad.
  2. Los videos Sileu: Los videos y tutoriales de Sileu están destinados a explicar visualmente cómo se coloca la copa menstrual, cuál copa menstrual elegir, las técnicas de higiene y esterilización de la copa menstrual. Los puedes encontrar en la página oficial de Sileu y en Youtube.
  3. Sileu Chatbot: Es una opción de atención directa al cliente, en la que esta puede hacer preguntas específicas a través de un chat directo en la página oficial de Sileu. De esta manera, se puede obtener información personalizada en cualquier momento del día, ya que el bot está educado para responder preguntas frecuentes y detectar palabras claves que puedan dirigir a cualquier artículo del blog.
  4. Citas online y presenciales: Sileu tiene un sistema de citas personalizadas que puedes solicitar a través de la página de Sileu en Facebook, en la que además puedes seleccionar el día y hora en la que se necesite la asesoría. El personal de Sileu podrá atender a tus requerimientos de manera online, presencial en sus oficinas o vía telefónica.
  5. Vía Whatsapp: Sileu tiene una línea abierta de Whatsapp para atender directamente a los requerimientos de su clientela. Esto facilita la comunicación ya que la hace más expedita y personalizada.

Estas vías de comunicación permiten la retroalimentación entre el cliente y la marca, lo que incentiva a Sileu a mejorar sus productos y servicios que, al final de cuentas, beneficia a todas las usuarias de sus copas menstruales. Los tabúes son parte de una cultura de desinformación, por lo que la educación menstrual es fundamental para proteger a la mujer e incentivar al proceso de igualdad de género.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.